Buscar este blog

¡Te mantenemos informado de las nuevas publicaciones!

Entrada destacada

ARTÍCULOS RECOMENDADOS: pincha aquí para acceder.

Bienvenid@ Una selección mejores artículos del blog MUNDODELAEMPRESA Empresas: LA CRISIS DE DIA...

viernes, 27 de abril de 2018

EMPRESAS: MORTADELO Y FILEMÓN, LA REFERENCIA DEL TEBEO ESPAÑOL


Mortadelo y Filemón son sin duda los personajes más famosos y representativos del cómic español. Su autor y creador Francisco Ibáñez lleva desde 1958 ilustrando las aventuras y sobretodo las desventuras de estos peculiares detectives privados, representaciones de la famosa figura del "anti-héroe", típica de la literatura española.

Mortadelo y Filemón agencia de información fue publicado por primera vez en la revista infantil "Pulgarcito" (editorial Bruguera) el 20 de enero de 1958.

Parece ser que los nombres de Mortadelo y Filemón fueron propuestos a Ibáñez por la propia editorial, los cuales son una derivación de las palabras "mortadela" y "filete".


Respecto al argumento, la idea inicial del autor era la creación de historietas que supusieran una especie de parodia de Sherlock Holmes y el doctor Watson, pero con una temática más adaptada a la vida en España.

De hecho, en Mortadelo y Filemón salen todos los tópicos humorísticos del imaginario popular: la guardia civil y la policía, los funcionarios, el machismo, la gastronomía ibérica, los motes e insultos, la vagancia y la incompetencia, las relaciones laborales, la relación jefe-subordinado, etc. Todo ello con un toque sarcástico de humor llevado al absurdo delirante.


Ambos personajes forman parte de la T.I.A., agencia de inteligencia que irónicamente trata de emular a la C.I.A. norteamericana. El don de disfrazarse de Mortadelo es otra de las originalidades incorporadas por Ibáñez.

Desde el punto de vista comercial y empresarial, Mortadelo y Filemón como producto en sí sufrirá una importante evolución y transformación a lo largo del tiempo, siendo un ejemplo de adaptación a las nuevas tendencias y demandas sociales.


PRIMERA ETAPA: LOS 50 Y 60

En una primera etapa en la que las publicaciones corrían a cargo de la editorial Bruguera (entre 1958 y 1968), las tiras cómicas eran en blanco y negro, ocupaban una sola página y salían publicadas semanalmente (entre muchas otras historias) en la revista "Pulgarcito".

En esta época Mortadelo y Filemón guardaban gran semejanza con Sherlock Holmes y el doctor Watson. De hecho Mortadelo vestía un sombrero de copa típico, y Filemón un abrigo de cuadros y fumaba en pipa.

La popularidad de Mortadelo y Filemón crece rápidamente, alcanzándose una enorme popularidad entre la infancia y la juventud de la época en España.


SEGUNDA ETAPA: LOS 70

Entre 1969 y 1979 es la etapa de madurez de los personajes. En España se exhiben las primeras películas de James Bond (007) y en televisión se hace muy popular la serie Superagente 86. De hecho es de esta última serie donde Ibáñez se inspiraría ahora para dar forma e hilo argumental a Mortadelo y Filemón. Uno de los ejemplos más significativos de esto es el uso del "zapatófono" por parte de Mortadelo, idea extraída directamente de la famosa serie de televisión.


A lo largo de los 70 ambos personajes sufren también transformaciones físicas y de vestuario, sufriendo cierta sofisticación tanto a nivel físico como a nivel personal, asemejándose mucho más a los que conocemos en la actualidad.

Durante esta etapa las historietas de una página se publican semanalmente en la revista "Mortadelo", y dado el éxito de los cómics se comienzan a comercializar paralelamente sus historias largas a través de los cómics de la colección "Olé" publicadas por Ediciones B del grupo Z.


Las historias de Mortadelo y Filemón son un éxito en ventas, tanto a través de la revista "Mortadelo" como en los propios tomos de la colección "Olé". Ambas figuras se convierten en dos de los personajes de ficción más famosos de España.

En este periodo además se incorporan nuevos personajes tan trascendentales en el argumento e historias como son el superintendente Vicente (el señor "súper"), la secretaria Ofelia y el profesor Bacterio.



TERCERA ETAPA: LOS 80

Durante esta etapa las historias de Mortadelo y Filemón sufren variaciones en cuanto a su duración, presentación (varía el número de viñetas) e hilo argumental.

Las historias se hacen cada vez más elaboradas y comerciales (acorde con las nuevas generaciones de lectores): se empiezan a hacer referencias a temas de actualidad y a introducir gags "escatológicos" que serán repetidos en sucesivas historietas.


Las publicaciones son un éxito en ventas, y Bruguera mantiene una gran presión creadora sobre Ibáñez para maximizar su productividad "creativa": el público demanda más historias de Mortadelo y Filemón y la editorial no estaba dispuesta a perder ventas.

Es por ello que en esta época se publican las primeras historietas "apócrifas" (no elaboradas por Ibáñez), pues la editorial Bruguera quería explotar al máximo su éxito comercial y para ello crea un equipo de trabajo centrado exclusivamente en sus historietas.

Es más, durante algunos años Ibáñez llegaría a perder los derechos de publicación de sus personajes ya que estos habían sido registrados a nombre de Bruguera.

Ante esta situación Ibáñez crearía nuevas historietas de Mortadelo y Filemón para Ediciones Junior, S.A. 


CUARTA ETAPA "CONTEMPORÁNEA": LOS 90

Durante esta etapa Ibáñez recupera los derechos sobre sus personajes, volviendo a crear historietas de su propio "puño y letra", esta vez para Ediciones B del grupo editorial Zeta, tras adquirir a Bruguera años antes.


No obstante, debido al gran volumen de trabajo, Ibáñez continuaría apoyándose en un equipo de dibujantes durante unos años, coexistiendo por tanto las publicaciones 100% originales con otras apócrifas.

Las aventuras de Mortadelo y Filemón intensifican sus alusiones a la actualidad, comenzando incluso a realizar apariciones de políticos y personalidades en sus cómics.


En 1996 desaparecen las publicaciones en revistas y las historietas son editadas exclusivamente en formato álbum, perfeccionando la representación gráfica y el nivel de detalle de las mismas: más expresividad, muchos más detalles, mejoría del color, etc.

Entre los temas de actualidad políticos y sociales más destacables se pueden citar a modo de ejemplo las Olimpiadas de Barcelona 92, la llegada del Euro a España, la corrupción política (en volúmenes como "El atasco de influencias") o incluso los famosos "papeles de Bárcenas".


Hasta el año 2015 se han llegado a publicar más de 200 aventuras largas de Mortadelo y Filemón. Una gran mayoría de ellas son editadas y publicadas una y otra vez.


MORTADELO Y FILEMÓN EN LA ACTUALIDAD: 60 AÑOS

La grave crisis económica sufrida a nivel nacional e internacional a partir de la segunda década de los años 2000 afectó fuertemente al negocio de los medios de comunicación, tocando especialmente al  sector editorial.

El grupo Zeta, una de las editoriales más afectadas por la crisis debido entre otros motivos a su elevado grado de endeudamiento, se ve obligada a vender en el año 2017 todos los activos de Ediciones B, incluyendo la publicación de Mortadelo y Filemón.

El comprador: Sipan Barcelona Network, la filial española de la editora alemana Penguin Random House (grupo Bertelsmann), operación por la que pagó 39 millones de euros.

Es de esta forma como los míticos personajes del tebeo español pasan a ser propiedad de esta editoria alemana.

En el año 2018 las historietas de Mortadelo y Filemón han cumplido 60 años.


LAS CLAVES DEL ÉXITO: UN HUMOR MUY "ESPAÑOL"

Torrente, Ocho apellidos vascos (o catalanes), Aquí no hay quien viva, La que se avecina, Allí Abajo... Todas estas creaciones -además de su enorme éxito comercial- tienen algo en común: el humor. Pero se trata de un tipo de humor "patrio" muy característico e identificativo.

En Mortadelo y Filemón ocurre lo mismo: personajes exagerados, motes, tópicos de la vida rutinaria en España, peleas entre vecinos... El humor característico de España (y que tanto gusta y atrae a sus lectores y espectadores) parece ser una garantía de éxito para cualquier obra de ficción en nuestro país.

No hay comentarios:

Publicar un comentario